https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

GRIPE AVIAR - AMENAZAS DURANTE LA MIGRACIÓN

La amenaza más grande que tienen las aves migratorias en la actualidad es la del cambio climático que está provocando alteraciones radicales en sus comportamientos migratorios, rompiendo órdenes naturales cuidadosamente transmitidas de generación tras generación durante miles de años por lo cual se cree que las especies tendrán que adaptarse, desplazarse o desaparecer. Tradicionalmente a cada nación llegaban por rutas geográficas específicas las cuales se están viendo modificadas porque se ven obligadas a perder el rumbo pasando sobre áreas por las cuales nunca han migrado,que representan cientos de kilómetros por diversos fenómenos naturales, climáticos y ambientales que les producen bien la muerte durante pleno vuelo por debilidad o descender para descansar en áreas no propicias.
Entre las causas más frecuentes, muchas veces concomitantes, se tienen: tormentas tropicales, eléctricas, cenizas, nieve y arena; inviernos y veranos cada vez más rigurosos; huracanes, vendavales, ciclones, tsunamis, tornados, tifones; incendios forestales; inundaciones, erupciones volcánicas cuyas cenizas cubren grandes extensiones de terrenos en donde las aves encontraban alimento o al contaminar las aguas de lagos, lagunas y estanques que las hacen imposibles para las aves acuáticas; olas marinas gigantes, de frío y calor; zonas desérticas; grandes áreas de tierra sin agua; grandes olas cerca de las costas por lo cual deben hacer su recorrido en mar abierto; sequías; heladas; deforestación; quema de combustibles; derrames de petróleo y otros químicos; desecación de humedales; empresas curtidoras que lanzan sus aguas de desecho a los ríos; aguas subterráneas altamente contaminadas; bajos niveles de los embalses; trampas, presencia de perros y vehículos en las playas; elevada contaminación producida por la industria; los agroquímicos y las aguas negras citadinas; residuos de metales pesados, especialmente cromo, plomo, mercurio.
REFLEXIONAR Y ACTUAR.
Lo que está ocurriendo debe interpretarse como una preocupante ADVERTENCIA para los avicultores de todos los Continentes, debe analizarse que las aves migratorias que están partiendo del Ártico, faena que realizarán durante los meses de Septiembre, Octubre y Noviembre – 2018, han llegado a unos países y hábitats en donde van a permanecer por seis meses y en los cuales se han reportado gran cantidad de brotes masivos e incontrolables por diferentes subtipos de virus algunos de alta patogenicidad que potencialmente pueden infectar a las recién llegadas y estas al regresar de nuevo al Ártico en los meses de Febrero-Marzo y Abril -2019, al albergar en sus cuerpos nuevas cepas pueden convertirse en responsables de graves brotes al pasar por las diferentes rutas de regreso.
Significa lo anterior que los industriales avícolas, las autoridades sanitarias correspondientes, demás funcionarios y personas que tengan que ver con el control directo o indirecto de la Influenza aviar, como enfermedad específica, cuentan con un período suficiente (entre cuatro a cinco meses) para realizar no solo simulaciones de brotes, seminarios, conferencias, capacitación y actualización de sus trabajadores, sino también reajustes en la implementación de todas las medidas de BIOSEGURIDAD tanto interior como exterior.
NUEVO VIRUS.
El 14 de febrero de 2018, la Comisión Nacional de Salud y Planificación Familiar (NHFPC) de China notificó a la Organización Mundial de la Salud (OMS) un caso de infección humana por el virus de la influenza aviar A (H7N4). Este es el primer caso humano que se comunica para todo el mundo de este nuevo virus, H7N4, es transmitido por aves silvestres y de corral, especialmente aquellas ubicadas en la ruta de las aves migratorias, que actúan como intermediarias en la transmisión de este virus a los humanos.De acuerdo con las investigaciones epidemiológicas y de laboratorio, el nuevo virus H7N4 se originó a partir de virus de influenza de aves silvestres, pollos y patos de corral infectados, y causa una infección humana grave.