https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

"Si quieres acertar, espera"

Las bolsas europeas cierran con moderados descensos
  • Los inversores a la espera de importantes datos macro y la reunión de la Fed, el BCE y el BoE
  • Buenos datos macroeconómicos en Asia que sugieren fortalecimiento de la recuperación
  • La incertidumbre política se aparca por una sesión
Ligeras caídas al cierre de las bolsas europeas, en una sesión de transición a la espera de las importantes referencias que se darán en las próximas sesiones.
En el mercado de divisas vemos moderadas alzas en el euro respecto al dólar (1,1800), y respecto al yen (133,73). Fuertes subidas en el petróleo que sube un 1,61% a 64,42 dólares barril.
Atención a la importante subida del crudo en los últimos meses porque generará sin duda presiones inflacionistas que serían muy mal recibidas por el mercado de acciones. Los bitcoin, en el día de inicio de cotización de los futuros sobre la criptodivisa, suben un 9,47% a 16.398 dólares.
La jornada comenzaba con sólidas alzas en las bolsas asiáticas tras el buen cierre de Wall Street el pasado viernes. Buenos datos macroeconómicos en Asia en el día de hoy: Ventas de vehículos en noviembre en China aumentaron un 0,7% frente 0,2% octubre. Pedidos maquinaria Japón noviembre +46,9%.
Las bolsas europeas cotizaban con ligeras alzas en preapertura, lo que confirmarían posteriormente en los primeros minutos de contratación. El Eurostoxx 50 abría con alzas del 0,20%, mientras que el Ibex 35 abría plano. El sector bancario era el que mejor comportamiento tenía en Europa ante las expectativas de una regulación más favorable en lo referente a Basilea III.
Los datos macroeconómicos y las reuniones de los Bancos Centrales cobrarán protagonismo.
El volumen de contratación era bajo. Los inversores preferían mantenerse a la espera ante una semana en la que los datos macroeconómicos y las reuniones de los Bancos Centrales cobrarán protagonismo. Mañana se publicarán los índices ZEW de Alemania, muy importantes para ver las expectativas de inversores y analistas sobre la economía del país. El miércoles conoceremos la producción industrial en la zona euro y el IPC de Alemania. En EE.UU. se darán a conocer importantes datos de inflación: El martes el IPP y el miércoles el IPC. La inflación será la variable macro más importante a la hora de que la Fed decida el ritmo de subida de tipos en 2018. La previsión actual apunta a tres subidas.
En cuanto a los Bancos Centrales, el martes y miércoles se reunirá la Fed, que probablemente decida subir sus tipos en 25 puntos básicos. El jueves el BCE y el Banco de Inglaterra, que dejarán inalterada su política monetaria. Más importante que sus decisiones, de las que no se esperan sorpresas, serán los comunicados posteriores a las reuniones. Sobre todo las estimaciones de inflación, factor clave para determinar la política monetaria futura.
Volviendo a la sesión de hoy, el primer dato macro de importancia eran las ventas minoristas en Italia en el mes de octubre que cayeron de forma inesperada un 1% cuando se esperaba un descenso del 0,1%. Mal dato que tuvo un efecto ligeramente negativo en la renta variable europea.
Tras la primera hora de negociación el Eurostoxx 50 y el Ibex 35 cotizaban planos, y así se mantendrían gran parte de la mañana. Algo peor el Ibex 35 que descendía dos décimas porcentuales por el mal comportamiento de valores como Telefónica, Sabadell o Repsol.
A media sesión las bolsas europeas mantenían ese comportamiento plano y con un bajo volumen de negociación.
“Es una semana intensa en datos macro. Los inversores esperan su publicación, y la decisión y los comentarios posteriores de los bancos centrales, para tomar posiciones. Hoy es mejor esperar. Si quieres acertar, espera”, nos comentaba un operador.
Antes de la apertura de la bolsa estadounidense, cuyos futuros se mantenían planos en preapertura, saltaba la noticia de un ataque terrorista mediante una bomba en una estación de autobuses de Manhattan. La primera reacción fue incrementar la presión vendedora tanto en EE.UU. como en Europa, presión que se fue diluyendo cuando las noticias apuntaban a una acción terrorista de baja intensidad, sin heridos excepto el propio atacante, al que le falló el dispositivo casero que llevaba consigo.
Wall Street abría con ligeras subidas. Poco después de esa apertura se conocía la encuesta JOLT’s de ofertas de empleo en EE.UU. en noviembre que se situó en 5,996 millones frente 6,177 millones anterior y 6,030 millones esperados. Datos ligeramente negativos que no tuvieron efecto en los mercados.
Wall Street mantuvo las ligeras alzas tras la primera hora de negociación, pero poco a poco la presión vendedora se fue incrementando, y a media hora del cierre de los mercados europeos el Dow Jones se giró a negativo. Esto provocó que el Eurostoxx 50 cotizara en esos momentos cerca de los mínimos de la jornada.
De ahí al final de la sesión poco más que señalar. Wall Street volvía de nuevo a las alzas, y las bolsas europeas mantuvieron los moderados descensos, en una jornada de transición a la espera de las importantes referencias macroeconómicas y de las reuniones de los bancos centrales de las próximas sesiones.


capitalbolsa