Descontrol en Cataluña: Más de 500 heridos en el referéndum y anuncian independencia

Más de 500 personas resultaron heridas en medio del referéndum del 1-O que el gobierno de Mariano Rajoy intentó impedir con represión policial para evitar la independencia de Cataluña.

El gobierno español señala como ilegal la votación de este domingo y por eso envió a miles de efectivos a Barcelona y las ciudades aledañas, con el objeto de impedir que la gente ingresara a las escuelas para votar. Sin embargo, miles de catalanes se acercaron a los establecimientos de votación y tuvieron durísimos encontronazos con la Guardia Civil, que depende del gobierno de Rajoy.
Como consecuencia del operativo policial, realizado bajo orden judicial ante la prohibición del referéndum, cientos de personas resultaron heridas o con contusiones, según datos del gobierno catalán, que consideró "gravísimo e inaudito" el despliegue y las cargas policiales contra los ciudadanos catalanes.
No sucedió lo mismo con los Mossos d'Esquadra, los efectivos que dependen del gobierno catalán y según la Justicia no hicieron nada para impedir la votación, de acuerdo a lo que explica el diario La Vanguardia.
Assange el agitador      Julián Assange fue uno de los soportes del referéndum y aseguró que debe ser un ejemplo a seguir para "todas las sociedades de Occidente".  El fundador de Wikileaks contaría a su vez con el apoyo de Rusia.
"No ha habido referéndum, ni apariencia de tal. Nunca tuvo sentido discurrir por esta senda de irracionalidad, ni tiene sentido que continúe", dijo la vicepresidenta del gobierno español, Soraya Sáenz de Santamaría, quien defendió la actuación "proporcional" de la policía.
"Le pido a la Generalitat (gobierno catalán) y a los partidos que la acompañan que cesen ya esta irresponsabilidad, que asuman que lo que nunca fue legal es claramente irrealizable", añadió la número dos de Rajoy.
Pese a la negativa del Estado nacional, el gobierno catalán, encabezado por Carles Puigdemont, anunciaría mañana la independencia, ya sea con los resultados del referéndum o de manera unilateral.
En ese sentido, los militantes pro-independencia portaron carteles con consignas como "Hola Europa" y "Hola Nou País" (nuevo país).