El Libro Beige de la Fed apunta que la economía estadounidense se expande "a un ritmo moderado"

La economía estadounidense creció a un ritmo "de suave a moderado" en las últimas semanas en todas los estados del país, con presiones salariales registradas tanto para empleos de baja y alta calificación, apunta el Libro Beige de la Reserva Federal presentado este miércoles.
El empleo mantuvo un ritmo de expansión moderado como otros meses, señala el informe. "Los salarios continuaron creciendo a un ritmo de modesto a moderado en la mayoría de los distritos y se observaron presiones salariales crecientes entre los puestos de baja y alta cualificación", comenta el documento.
El gasto de los hogares también se mantuvo en la mayoría de las regiones, aunque las ventas de automóviles disminuyeron en la mitad de las regiones de la Fed, recoge la CNBC. Las ventas de ropa continuaron a la baja, con tiendas y centros comerciales tradicionales "golpeados por la reducción de las ventas al por menor".
El informe viene a corroborar las declaraciones de la presidenta de la Reserva Federal, Janet Yellen, ante la Cámara de Representantes, quién apunto que el banco central seguirá elevando los tipos de interés de forma gradual y pronto comenzará a reducir el tamaño de su balance, aunque no dudará en volver a ampliar sus activos si resultase preciso.
Según el banco central estadounidense, el crecimiento global es lento pero constante, el desempleo en Estados Unidos es bajo, pero los salarios todavía tienen que acelerarse.
Las empresas consultadas por la Fed indican que en algunos sectores de la economía estadounidense hay escasez de mano de obra, por ejemplo en la construcción de Cleveland, donde hay problemas para encontrar escayolistas y transportistas, pese a la subida de los salarios.
La Fed espera que los aumentos salariales se aceleren a medida que disminuya la tasa de desempleo, ayudando con el tiempo a impulsar los precios también y alcanzar la meta de inflación del 2%. El último dato conocido del Índice de Precios al Consumo (IPC) de Estados Unidos cayó un 0,1% en mayo tras haber crecido un 0,2% el mes anterior, lo que sitúa la inflación interanual en el 1,9%, según el Gobierno de Estados Unidos.