Investigarán a Marcos Peña por el uso de la base de datos de la Anses

El fiscal federal Federico Delgado impulsó hoy una investigación penal contra el jefe de Gabinete Marcos Peña por el traspaso de las bases de datos de la Anses (Administración Nacional de la Seguridad Social) al Poder Ejecutivo para campañas de comunicación oficial.
Delgado decidió hacer esta solicitud luego de una denuncia presentada por la abogada Valeria Laura Carreras, quien también inició una acción de amparo ante la Justicia en lo Contencioso Administrativo Federal para frenar el traspaso de las bases de datos.
“La cuestión a desentrañar se ciñe en determinar si la base de datos de la ANSES constituye un recurso del que puede disponer el estado para difundir los actos de gobierno”, indicó el fiscal. De este modo, solicita a la Justicia Federal que se determine si es delito el uso de datos de la administración "para difundir políticas del Poder Ejecutivo".
A finales de julio, el Gobierno oficializó la firma de un convenio entre la Anses y la Secretaría de Comunicación Pública, que depende de la Jefatura de Gabinete de Ministros, que le permitirá a esa última acceder y usar la base de datos de los ciudadanos inscritos en la seguridad social. 
El Ejecutivo indicó que la decisión de firmar el convenio se debía a la intención del Gobierno de "mejorar la capacidad del Estado de poder comunicarse de forma directa con los ciudadanos", pero la medida enseguida encendió la polémica.

Según la abogada Carreras, el decreto 230/2007 de la Anses "dispone que los datos contenidos en dicha base son de carácter no publico y por ende sensibles", por lo que el fiscal Delgado pidió que la Dirección Nacional de Protección de Datos Personales dependiente del Ministerio de Justicia de la Nación "evalúe la legalidad del convenio de traspaso de datos" del organismo.