https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Venta de maquinarias pesadas se duplico en los ultimos 5 años

La comercialización de equipos pesados de construcción -excavadoras, motoniveladoras, camiones articulados y retroexcavadoras- se duplicó en Argentina durante el último lustro y el año pasado alcanzó una facturación de 370 millones de dólares impulsado -fundamentalmente- por las obras de infraestructura y el fuerte desarrollo del sector minero.Los principales actores son las firmas internacionales Caterpiller, Jhon Dere, Komatsu y Volvo Construction, que durante el 2010 comercializaron en el país un total de 3.700 unidades, mientras que en 2005 rondaban apenas las 2000.Frente a este panorama, Volvo Construction Equipment concretó una inversión de 650 mil dólares en un nueve predio integral de servicios de 6.000 metros cuadrados, en el kilómetro 33,6 de la ruta Panamericana."Argentina es un mercado importante y en crecimiento", afirmó hoy el presidente de Volvo, Yoshio Kawakami, durante un encuentro que mantuvo con la prensa en la que realizó un repaso de los números de la empresa a nivel global y local.En 2010, la firma comercializó 155 máquinas pesadas en el país, con una facturación de 28 millones de dólares, equivalente a una mejora del 79 por ciento resepecto a los números de 2009.Volvo Construction es una empresa de capitales abiertos que posee -entre otras- una planta de producción en Brasil y otra en México.En América latina, Brasil es el principal mercado para este tipo de productos, seguido por Chile, México y Argentina.A nivel mundial, China -el gigante asiático- explicó en 2010 el 58 por ciento del total de las ventas de la firma, seguido por Europa con el 13 por ciento; Latinoamérica, 11 por ciento; y EEUU, 4 por ciento.Antes de la crisis desatada en 2008, China ya era el principal mercado con el 30% del total de las ventas, seguido por Europa (27%), EE.UU (15%) y América Latina (7%).

Télam