https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=3ab76eea9c&view=att&th=1648a6d4d6c2fa40&attid=0.1&disp=safe&zw

Entrevista del mes: FRÉDÉRIC BANZET , DIRECTOR GENERAL CITROËN EN EL MUNDO


La apuesta en América Latina es el resultado de nuestra confianza y de la visión actual del mercado: producir nuevos modelos -como el Nuevo CITROËN C3 AIRCROSS- pensados específicamente para la región y consolidar el plan de inversiones para la Argentina y Brasil”.En el marco de la presentación para toda América Latina del Nuevo CITROËN C3 AIRCROSS a la que asistió especialmente, el máximo directivo del doble chevrón expresó plena confianza en la performance de la Marca en un escenario post-crisis, anunció nuevos desarrollos específicos para los mercados de la región y confirmó el plan de inversiones del Grupo, donde se prevé para la Argentina- un importante desembolso durante los próximos tres años.

- ¿Qué rol juegan las economías emergentes para conquistar las nuevas cuotas de mercado que se propone CITROËN?
Son determinantes. Y en esto quiero ser claro: para CITROËN el crecimiento del mercado mundial va a llegar del lado de los mercados emergentes; y es bueno aclarar que cada vez son menos emergentes y más protagonistas (sonrisas). Las perspectivas de crecimiento indican que Asia llevará una parte importante de esa cuota, Rusia otro tanto y, desde ya, América Latina con Brasil como eje principal, será el tercer protagonista. Es sabido que el mercado europeo sigue deprimido y va a demandar mucho tiempo retornar a los niveles anteriores a la última crisis.
- ¿En América Latina estamos ante un escenario que juzga como sostenible?
La crisis dejó varias lecturas, mientras Europa caía en porcentajes significativos, en países como Brasil por ejemplo se daba un escenario opuesto; claro que hubo un apoyo, un soporte importantes del gobierno con una política de reducción de impuestos; muchos creían que una vez concluidas estas exenciones los niveles caerían, pero no, vemos que no es el caso, al contrario, sigue creciendo y consolidándose. La región en su conjunto nos lleva a tener una mirada optimista.
- Esa reacción positiva frente a la crisis, ¿acentuó de alguna manera la visión estratégica que tiene CITROËN para la región?
Absolutamente. Esta madurez que viene experimentando el mercado nos llevó a apostar de manera decisiva: por eso lanzamos productos como el Nuevo CITROËN C3 AIRCROSS especialmente pensado, desarrollado y construido de acuerdo a las características de la región. No se trata de copiar los mismos productos que vendemos en Europa sino en atender de la manera más fiel posible las necesidades y particularidades del mercado regional y de los países que lo componen.
El segmento donde compite el Nuevo CITROËN C3 AIRCROSS tiene -en la Argentina y Brasil- un potencial interesante y creo que es la mejor demostración de nuestra voluntad de ofrecer lo que el público realmente pide y no pedir que éste se adapte al producto. América Latina está representando en estos momentos un crecimiento para CITROËN del 12% y, escenarios particulares como el que plantea Brasil –que progresa dos veces más rápidamente que la media del mercado-, nos hacen abrigar grandes posibilidades de desarrollo. Pero no solamente para conquistar nuevos clientes, también para fidelizarlos y acercarlos a la “Créative Technologie”.
- ¿Cuál es entonces el escenario global sobre el que se desarrollará la industria?
Hoy por hoy quedó desactualizada aquella la visión de un mercado mundial, de un auto global que sin cambios se venda en diferentes mercados: la coyuntura indica que nos desarrollaremos en grandes mercados regionales que nos exigen adaptarnos de manera clara, atendiendo las demandas especificas y ofreciendo vehículos adaptados al gusto, a lo que espera el cliente CITROËN en particular.
- ¿En ese contexto deberían esperarse incrementos en las estructuras productivas en América Latina y China?
Para dejar en claro la magnitud de la que estamos hablando: en el escenario mundial las ventas de la Marca en los seis primeros meses de este ejercicio indican un crecimiento del 17% (cuando el aumento del mercado fue del 13%) y sólo nuestra área de gestión en América Latina reportó el 10% de las ventas totales de CITROËN en todo el planeta.
No está previsto de momento abrir nuevas fábricas en la región, sí en cambio invertir fuertemente en los centros productivos existentes para dotarlos de mayor capacidad y tecnología. Es muy satisfactorio, en este lanzamiento, escuchar en boca de Carlos Gomes (Presidente de las actividades del Grupo PSA para América Latina) que en los próximos tres años el Grupo invertirá en el área industrial de la región 700 millones de euros para que la dinámica de crecimiento siga y se acelere. América Latina se muestra confiable y queremos estar asociados al éxito de la región haciendo lo que más no apasiona: Vehículos con Personalidad y Calidad. Las metas son importantes, en el segundo semestre de este año estamos previendo una mejora en las ventas del Grupo del orden del 35%.
- ¿En especial para nuestro país, se reafirma la política anunciada?
Desde ya y en cada uno de los puntos. Nunca estuvo en duda. Nuestro Grupo tiene una presencia de más de 50 años en la Argentina y jamás tuvimos inconvenientes; el compromiso es efectivo y las acciones y anuncios no hacen más que revalidar nuestra política: confiamos en la potencialidad de ese mercado y queremos seguir desarrollándonos.
El Nuevo CITROËN C3 AIRCROSS es la mejor prueba, equipos técnicos de Francia, Brasil y Argentina participaron de su desarrollo; atendimos -al momento de definir el producto- los planteos propios del consumidor local. Es un producto único, que no tiene su reflejo en Europa y nos obligó a realizar una fuerte inversión para su desarrollo, del cual el 80 por ciento se hizo enteramente en la región. Los ingenieros de Brasil y Argentina supieron combinar la funcionalidad con el estilo específico que tiene el Nuevo CITROËN C3 AIRCROSS. Las exigencias del cliente de la región son muy concretas y presentamos un producto a la altura de las circunstancias… pero nuestra concepción y filosofía van más allá: “Créative Technologie” también es reformular nuestra red de ventas y mejorar la cantidad y calidad de nuestros servicios; “Créative Technologie” se expresa en todo lo que hacemos al diario y en el diferencial que proponemos a nuestros clientes.
- ¿Puede esperarse en los futuros modelos una estrategia similar?
Sabemos que nuestra fortaleza y crecimiento pasará, como dije, por ofrecer productos de alto valor tecnológico, adaptados y desarrollados para la región en función de los requerimientos de ese mercado. Por más que intente preguntarme… no estoy en condiciones de ser más específico en cuanto a las novedades pero posibilitarán, sin dudas, la consolidación de la Marca. Serán muy interesantes.
- En materia de mercados con potencialidad de crecimiento, ¿cómo se conforma hoy el mapa de la Marca?
Tenemos una política clara. En el peor momento de la crisis no nos detuvimos ni nos paralizamos, al contrario: nos reformulamos, renovamos la imagen de marca y proyectamos hacia el futuro bajo la filosofía de la “Créative Technologie”. Hemos anunciado un segundo joint venture para CITROËN en China, en un mercado donde es necesario asociarse con el Estado para poder producir, tenemos allí un centro de desarrollo y estilo que es PSA Peugeot Citroën al 100 por ciento.
Volviendo al tema de América Latina, otro de nuestros ejes fundamentales son las inversiones anunciadas que competen, sobre todo, al desarrollo industrial con el fin de incrementar nuestra capacidad de producción: hoy la demanda exige reforzarnos en ese aspecto.

- ¿Porqué India no aparece dentro del esquema de inserción industrial?
Aunque pensemos en India, lo hacemos en otros plazos, es menos inmediato: de momento es un mercado que presenta un desarrollo más lento y por ahora preferimos concentrarnos en América Latina y China como parte de nuestra estrategia. Queremos para el Grupo tener un volumen crítico en las dos regiones que alcance el 8 por ciento del mercado. Igualmente tenemos en India una oficina de representación pero la miramos con una perspectiva más a largo plazo.
- En el campo de las energías “verdes”, renovables ¿cuándo considera que representarán para las marcas una unidad de negocios que además sea redituable?
Es muy difícil de cuantificar pero imaginamos por delante un horizonte de 10 años con una representación del 10 por ciento del mercado mundial por parte de los vehículos híbridos y del 5 por ciento de los eléctricos. Pero para vislumbrar una curva de crecimiento es todavía muy prematuro.
La consolidación depende de muchos factores: cuando se quiere desarrollar un vehículo totalmente eléctrico es necesario contar con una estructura apropiada que posibilite recargarlos –eso no depende de los fabricantes de automóviles- y después hay que ver a qué costo. En ese sentido resulta de mucha importancia la velocidad de la caída del precio de las baterías que los impulsan, hay allí un punto también importante.
- ¿Imagina una aparición global de este tipo de tecnologías?
Habrá que ver cómo es la evolución y estar atentos. Somos cautos: hay muchos gobiernos del mundo que ya tomaron iniciativas claras con importantes incentivos fiscales directos que ayudan al desarrollo y la inversión en la materia; de hecho en Francia las exenciones llegan a los 5.000 Euros cuando se patenta un vehículo de este tipo, lo que no es poco, pero esas mismas políticas no se dan en mercados como el norteamericano, el chino o el brasilero, lo que genera un panorama más complicado de imaginar en la escala mundial. Si hubiera más incentivos sin duda se acelerarían los tiempos.
Si hablamos de energías responsables el espectro es más amplio: tenemos a medianos plazo modelos como el CITROËN C Zero, totalmente eléctrico que se venderá próximamente en Europa y estamos desarrollando, con vistas a 2013, también mecánicas híbridas para nuevos productos; pero no desatendemos por eso la gama actual, donde la reducción del peso, la eficiencia de los motores, la reducción del consumo y las emisiones y el cuidado en los procesos de fabricación, también contribuyen mejorar la calidad del sistema.

POST IT
. Frédéric Banzet es francés, tiene 51 años y reporta en el Grupo PSA Peugeot Citroën desde el año 1982 cuando ingresó en la Dirección Financiera.
. Cursó estudios el Liceo Janson de Sailly (1976), posteriormente en la Facultad de Derecho BA (ASSAS París II, 1982) y en el ISTEC (Iberoamerican Science and Technology for Education Consortium), en Marketing. Completa sus estudios con una licenciatura en Harvard Business School (1996).
. En 1990 revistió en Londres, Inglaterra, como Director General Adjunto del Banque PSA Finance UK.
. Regresó a Francia en 1995 en carácter Director de de Comercialización y del Desarrollo de Crédipar y, en 1999, es nombrado (para la marca Peugeot) Director de la Zona Asia-Pacífico.
. Se incorpora a la Marca CITROËN en 2004 como Director de Comercio Internacional y luego pasa a desempeñarse en el cargo de Director de Comercio para la zona europea (2007) y formando ya parte del Comité de Dirección de la Marca.
. En junio de 2009, Philippe Varin, entonces Presidente del Directorio de PSA Peugeot Citroën lo nombra Director General de CITROËN en reemplazo de Jean-Marc Gales.